Una cosa muy buena, tremenda, y dos horribles sobre Cuba

This is Cuba

En Derecho Cubano, en la Legislación Cubana y en las Directivas Cubanas lo pone bien clarito:  “Una persona no puede ser propietaria de más de una vivienda”.

Eso está bien, está tremendo. Cuba es así, tiene esas cosas que le devuelven la fe a uno en los homínidos.

Pero lo cierto es que el sistema que tiene ese lema como fuente de inspiración y principio regidor funciona mal, horriblemente mal. Dios te libre de ser Cubano y tener un hijo con parálisis y que necesites una casa más ancha para vivir. Estas jodido, porque en Cuba las casas ni se compran ni se venden. SE INTERCAMBIAN. (sí, como los cromos de la LFP de 1993)

Lo que se llama La Permuta.

Si quieres cambiar de casa tienes que negociar con otro titular el traspaso. La idea, que parece sencilla, se convierte en una pesadilla gracias al enemigo nº1 del Comunismo: La Burocracia.

Curiosamente las casas no se pueden comprar, pero si quieres cambiar de kelo (como decimos en A Coruña) tienes que pagarle al fulano que te pone en contacto con el otro interesado, a los empleados estatales, a los delegados gubernamentales y prácticamente a toda la isla. Y todo esto en dinero negro.

Menos mal que se han dado cuenta (casi 60 años después) y que han decidido cambiar el asunto.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s